Editorial

El mes de febrero de este año, en el tercer número de esta revista, publicamos el artículo de José Amícola “Gauchos y campo literario”, donde se trabaja la idea de una integración latinoamericana de las artes o un fracaso de la idea nacional del mismo. En él, Amícola muestra notables ejemplos de ligación latinoamericana, entre ellos Borges instalado como referente de todas las literaturas de habla hispana; la unión creativa de José Donoso junto a Puig y Ripstein en “El lugar sin límites” (1977) y, de pie inicial, “El Gaucho Insufrible” de Roberto Bolaño, como un gesto de literaturofagia, muy propia de este autor, de reinstalar una literatura local, río platense en este caso, en un asunto universal, dentro de la imaginaria Ciudad Letrada. Nos interesa el gesto. Tiene algo de inútil, pero nos interesa.

Bolaño, el chileno crecido en México radicado en Cataluña, España, se ha convertido en un referente artístico universal. Ha renovado las fuerzas de la narrativa en Chile desde  Anagrama, la casa editorial fundada en España por Jorge Herralde. Su potencia creativa e intransigente entrega a la literatura han irradiado notablemente el arte actual de occidente.

Este mes se cumplen ocho años de su muerte. “Le debemos un hígado a Bolaño”, anota Nicanor Parra en un artefacto. Desde nuestra humilde revista, en su octavo número, entregamos una compilación de textos en su nombre.

Presentamos felices las colaboraciones de Jaime Quezada, poeta chileno (1942), con extractos de su libro Bolaño antes de Bolaño (Editorial Catalonia, Santiago de Chile, 2007) situándonos en la intimidad del hogar de los Bolaño en México a principio de los 70s. Desde París nos llegan tres colaboraciones:  de Joaquín Manzi (Buenos Aires, 1967) Bolaño/ Desconocer/ Universidad / Poesía, texto presentado en diciembre del 2010 en la Universidad de París IV, en torno al trabajo poético de Bolaño. El mismo autor, junto al chileno Pedro Araya (Valdivia, 1969), nos presentan Pinche Desierto. Notas de acopio en torno a 2666 de Roberto Bolaño. Esta monumental obra es trabajada también por Carlos Walker (Santiago, 1980) con su texto El tono del horror: 2666 de Roberto Bolaño. Miguel Carreira (Lugo, 1982) nos entrega Aproximación a la técnica narrativa de Bolaño a partir de Los sinsabores del verdadero policía. Por último, en clave de reseña, Gabriel Zanetti (Santiago, 1983) y Jorge de Barnola (Madrid, 1976) nos invitan a la lectura de “La Universidad Desconocida” y “Nocturno de Chile” respectivamente, acentuando los orígenes poéticos de la escritura de Bolaño.

Junto a esta entrega especial de homenaje seguimos con nuestra mensual campaña de promoción de las artes de manera integrada y universal. Para este número, Bororo (Carlos Maturana; Santiago, 1956), pieza clave del arte pictórico nacional, nos abre las puertas de su taller para conversar sobre su historia en relación a la pintura. Dentro de las artes plásticas nos acompañan también Francisca Robles (Santiago, 1980) con sus expresivos dibujos e ilustraciones. Desde el diseño, en imágenes y reflexionando sobre su quehacer María Gil Ulldemolins (1986, Madrid), nos muestra su trabajo. En entrevista y galería, presentamos a la fotógrafa chilena radicada en Madrid Paloma Villalobos (Viña del Mar, 1976). Y por último, en poesía, dos distintos trabajos creativos “Galpón de Honduras” de Cristián Anwandter (Santiago, 1981) chileno radicado en París, y una selección del poeta español Pepe Ramos (Madrid, 1971).

Esperamos les guste, difundan, propongan y descansen.